Establecer Metas Después de tu Manga Gástrica

Establecer Metas Después de tu Manga Gástrica

Inmediatamente después de la Manga Gástrica, tus objetivos iniciales son bastante simples: beber la cantidad recomendada de agua cada día, encontrar formas de tomar proteínas hasta que tu estómago esté listo para alimentos más sólidos y caminar un poco incluso si no tienes ganas. Pero después de haber tenido la manga por un tiempo, los objetivos adquieren una nueva forma y un tipo diferente de importancia. Hoy, me gustaría abordar algunos errores comunes cuando se trata de establecer metas después de la Cirugía de Manga Gástrica.

Error #1: Plantear una meta sin contar con un plan de acción para cumplirla.
Si tu meta es simplemente "perder 22 kilos", entonces es más un sueño que una meta. Para calificar algo como un objetivo, debes tener un plan sólido detrás de él, con pasos de acción que te ayudarán a alcanzarla. Entonces, si tu objetivo es perder un montón de peso, pero no has hecho el esfuerzo de planificar cómo hacer que suceda para tu cuerpo y estilo de vida, bueno, buena suerte con eso. Y sí, la cirugía bariátrica en nuestro hospital es sin duda el primer paso. Pero el paso para ir dos mas adelante debe ser más que "confiar en la manga". ¿Sabes cuál es el plan de alimentación adecuado para ti? A la mayoría de mis pacientes les va bien con un plan alto en proteínas y bajo en carbohidratos. Entonces, ¿has estudiado los materiales que proporcionamos o lo estas combinando con opciones de alimentos que crees que son saludables? El éxito a largo plazo con la pérdida de peso casi siempre implica un plan de ejercicios consistente. ¿Planeas tus entrenamientos para la semana y luego te limitas a ellos? El viejo cliché es cierto: no planificar es fallar.

Error #2: Crear una meta que hace mas mal que bien.
Acabo de mencionar que el ejercicio constante es una necesidad. Y lo es. Pero si tu objetivo es llegar al gimnasio todos los días, vas a perder ese objetivo con bastante frecuencia. Y cuando no alcanzas ese objetivo con suficiente frecuencia, el ejercicio en general puede volverse poco realista en tu mente. Observa cómo la frase "voy a ir al gimnasio todos los días" se siente muy diferente a "Voy a programar cinco períodos activos cada semana". La primera parece una cadena perpetua sin libertad condicional, mientras que la segunda parece como algo que se puede hacer a largo plazo. Incluso si te tomas dos días de descanso para descansar, aún así lograrás tu meta para la semana. Otro objetivo que te prepara es cualquier cosa que tenga que ver con un número o tamaño específico. Tal vez quieras usar un vestido de talla cuatro, pero tu cuerpo es más feliz, y aún muy saludable, con una talla ocho. ¿Planeas ser infeliz en una talla ocho por el resto de tu vida? Probablemente no, en realidad, esa es una receta para renunciar por completo y volver a comer hasta la talla 22.

Error #3: Fallando al reevaluar tus metas durante tu viaje a la pérdida de peso.
Así que tal vez empezaste con esa meta de estar en talla cuatro al principio. Dos años después, no estás allí. Y estás loco, triste, frustrado, todas esas cosas. ¿Por qué no está sucediendo? Si tienes un peso saludable, entonces es probable que tu objetivo original simplemente no sea bueno para ti. Por otro lado, el esforzarse demasiado no es esforzarse lo suficiente a medida que avanza en tu viaje. Al principio, algunos pacientes pueden establecer el objetivo de caminar 30 minutos, cuatro veces a la semana, especialmente si no eran deportistas antes de la Manga Gástrica. Pero meses después, es probable que no sea suficiente movimiento para mantener la báscula en la dirección correcta. Debes seguir restableciendo los objetivos de acondicionamiento físico aumentando la intensidad, aumentando la cantidad de peso que levantas, etc., a medida que tu cuerpo se adapta a tus entrenamientos. Si no te estás presionando aquí, la báscula lo mostrará.

Error #4: Perseverar obstinadamente en un objetivo que no es realmente importante para ti. 
Siempre dijiste que cuando perdías algo de peso, corrías un 5K. Ahora has perdido algo de peso y has empezado a correr. Y lo odias. Estas encontrando una razón tras otra para evitar salir a correr. ¡Pero te prometiste que te convertirías en un corredor! Yo digo: "¿A quién le importa?" Si te niegas a lanzar un objetivo aleatorio como este,  harás ejercicio de odio. Así que haz como Elsa y "¡se libre!". Elige un nuevo objetivo que esté más en línea con tus intereses actuales. Tal vez quieras convertirte en instructor de yoga o tomar la clase de ballet en la cual sentiste mucha pena por tu peso para disfrutar como un niño. Encuentra una meta que sea importante para ti, ¡y luego ve por ella!

Síguenos también en todas nuestras redes sociales, estamos en FacebookTwitter y Pinterest, también contamos con nuestro canal de YouTube donde soy presentador del #AskDrA Show, donde contesto preguntas frecuentes que me son enviadas con el Hashtag #AskDrA, ¡suscríbete! ya veras que tocaremos temas muy interesantes.

Si deseas una experiencia mas personalizada y cuentas con Instagram te invito a que me sigas para que veas mi día a día tanto en mi rutina cotidiana, como en el quirófano, ¡Sígueme nos la pasaremos muy bien!. Mi nombre de usuario es: gmoalvarez.

Cambiando vidasdesde el2006”.

Pingbacks are closed.

Comments are closed.